Enfermera: Ejemplo de currículum

Enfermera: Ejemplo de currículum

Enfermeros y enfermeras son pilares básicos de la atención médica, ya que promueven la salud y ponen en marcha planes de diagnóstico, tratamiento y recuperación ante enfermedades. Saber crear un CV de enfermería es crucial para tener un empleo gratificante y bien pago. A continuación, aprenderás cómo hacer un currículum de enfermera efectivo e impactante.

Secciones básicas de un currículum para enfermera

Todo CV de enfermera debe respetar los apartados obligatorios, es decir, encabezado, información personal, experiencia laboral, formación académica y habilidades. Asimismo, hoy en día es muy beneficioso agregar un perfil profesional al currículum, así como otros datos opcionales relevantes, como el dominio de idiomas y las aficiones. 

Veamos una a una las diferentes partes de un curriculum vitae de enfermería: 

Encabezado

Se ubica en la parte superior del CV, generalmente centrado o a la izquierda, y consiste en tu nombre completo y tu profesión, en este caso, “enfermera”, “enfermero” o “licenciado/a en enfermería”. Puedes agregar a tu título los términos “registrado o matriculado”, pero no es obligatorio. 

Además, si tienes una especialidad en geriatría, pediatría, oncología, salud comunitaria o psiquiatría (sólo por citar algunas), y el trabajo al que aspiras se relaciona con ella, no dudes en especificarlo en el encabezado de tu currículum para un puesto de enfermera. 

Información de contacto

Si ya mencionaste tu nombre completo en el encabezado, no lo repitas aquí. Coloca tu dirección de correo electrónico (una que sea profesional y actualizada) y tu número de teléfono celular para que el reclutador pueda contactarse contigo. Si tienes una matrícula profesional o eres un enfermero registrado, es oportuno aclararlo aquí porque añade valor a tu postulación. 

Perfil o extracto

El perfil profesional es un párrafo corto y preciso en el que presentas tus experiencias, habilidades centrales y logros, que también son necesarias para la vacante de empleo. Unas tres o cuatro líneas son suficientes. Recuerda que, si necesitas profundizar sobre algún aspecto, puedes escribir tu carta de presentación de enfermera para personalizar aún más tu candidatura y causar una buena impresión. 

Pensemos en un posible extracto para la siguiente descripción de la oferta laboral: “Nos encontramos en la búsqueda laboral de enfermera para el área materno-infantil del hospital San Juan de la Cruz, con experiencia mínima de 2 años y capacidad de toma de decisiones y trabajo en equipo”. Definitivamente, tu perfil profesional deberá incluir las palabras claves “enfermera”, “materno-infantil”, “toma de decisiones” y “trabajo en equipo”, así como una experiencia laboral mayor o igual a 2 años. 

Experiencia profesional

La experiencia profesional debe ser relevante para el puesto de enfermera/o al que te postulas. La buena noticia es que las carreras de enfermería tienen muchísimas pasantías y prácticas profesionales, lo que significa que la sección de experiencia de tu currículum de enfermera jamás estará vacía ni tendrás que incluir otros empleos previos que no se relacionan con tu profesión. 

Los antecedentes laborales son presentados desde lo más reciente a lo más antiguo, de la siguiente manera: cargo ocupado, institución (hospital, clínica, geriátrico, escuela, etc.), ciudad y período durante el cual se trabajó (si aún trabajas allí, coloca el mes y año de inicio, separa con un guión y escribe “presente”). Luego, tienes que especificar algunas de tus tareas, responsabilidades y logros más relevantes para la oferta de empleo. 

Veamos un ejemplo: 

Enfermera - Cruz Roja (Lima, Perú)
Diciembre de 2018 -  Abril de 2020 

  • Vacunaciones a niños y adultos en situación de vulnerabilidad. 
  • Información a pacientes y familiares sobre prevención de contagio de enfermedades infecciosas (tuberculosis, COVID-19, sarampión), etc. 
  • Seguimiento mensual de la adhesión al tratamiento de pacientes infectados por enfermedades de transmisión sexual (HIV, hepatitis B y C, sífilis, entre otras).             

Educación

La formación académica es otro de los puntos fuertes del currículum. Si recién te has graduado en enfermería, puedes colocar tu educación de nivel secundario, pero si ya cuentas con especialidades o maestrías, coloca solo hasta tu formación universitaria de grado. Al igual que la experiencia, tus estudios se presentan de manera cronológica inversa, comenzando por lo más actual y progresando hacia lo más remoto. 

La educación comienza con la mención del título obtenido, por ejemplo, “Enfermero/a” o “Licenciado en Enfermería”, “Magíster en Enfermería”, “Especialista en salud comunitaria”, entre otros. Luego, tienes que incluir el nombre de la universidad o institución educativa, el lapso de tiempo durante el cual estudiaste y la ciudad. Si has tenido alguna mención de honor, beca o tu rendimiento académico fue notable, no dudes en destacarlos. 

Habilidades técnicas y personales

Las habilidades son las nuevas estrellas de los currículums, y la enfermería no es la excepción. Una enfermera debe tener habilidades técnicas, tales como administración de medicamentos o colocación de vía intravenosa y sonda nasogástrica o nasoyeyunal; así como habilidades personales, como la paciencia, la empatía y la comunicación efectiva. 

En un currículum de enfermera, las habilidades pueden ser destacadas mediante viñetas o barras. Lo importante es que tengan su propia sección, que sean fundamentales para el empleo y que menciones no más de 10 en total, entre soft skills (o personales) y hard skills (técnicas). 

Idiomas y otras secciones opcionales

Los idiomas pueden ser muy necesarios para enfermeras que trabajan para la Cruz Roja, UNICEF o Médicos Sin Fronteras, pero también para aquellas que trabajan en zonas donde confluyen pacientes que tienen distintas lenguas maternas. Por ejemplo, en el currículum de una enfermera de España sería deseable ver idiomas de diferentes comunidades autónomas, por ejemplo, catalán, vasco o gallego. Especifica el nivel de dominio de cada idioma en tu CV de enfermera y las certificaciones internacionales, a saber:

  • Español - Lengua materna 
  • Inglés - B2 (según el MCER) - Cambridge English
  • Portugués - B1 (según el MCER) - Examen CePLE

Otras secciones opcionales para un curriculum vitae de enfermería son los voluntariados y las aficiones. Los primeros muestran que eres una persona altruista y empática, mientras que los pasatiempos (música, juegos en línea, rompecabezas, cocina) pueden ayudar a conectarse y comunicarse de manera más eficiente con los pacientes.

Consejos para escribir un CV para un puesto de enfermera

Además de las partes básicas, para crear currículum vitae impactante y efectivo de enfermera te recomendamos seguir estos tips: 

  • Escribe un CV adaptado según las palabras claves: Lee atentamente la oferta de empleo y busca palabras claves relacionadas con los años de experiencia, las habilidades, competencias y tareas implicadas en el puesto. Luego, escribe tu currículum en función de estos términos para mostrar que tienes las cualificaciones necesarias. 
  • Elige el modelo de CV más adecuado: Tanto si te has graduado recientemente como si eres un enfermero con experiencia profesional sólida, el modelo de curriculum vitae cronológico inverso es el más adecuado para destacar tu trayectoria laboral o educativa. En cambio, para casos de cambio de carrera o cuando hay vacíos en el currículum, en modelo funcional, basado en habilidades, es el más conveniente. 
  • Utiliza logros cuantificables siempre que sea posible: Puedes mencionar cuántos pacientes tuviste a cargo en la unidad de cuidados intensivos (UCI) o en otro sector de un establecimiento de salud. También puedes incluir a cuántos pasantes de enfermería entrenaste o algunos porcentajes que reflejen el aumento de la eficiencia en ciertos procedimientos o la reducción de complicaciones gracias a tu intervención. Los números en tu CV te otorgan mayor credibilidad como enfermera. 
  • Crea un currículum de enfermera atractivo visualmente: Además del contenido textual, un CV de enfermería debe ser legible, tener una organización impecable y usar detalles de color estratégicamente para transmitir profesionalismo y confianza. Los tonos azules y verdes, junto con el blanco, son muy recomendados para trabajadores de la salud porque transmiten serenidad y confianza. Para lograr todo lo anterior, en unos pocos minutos, puedes emplear las plantillas editables de curriculum vitae de Jobseeker, sumamente efectivas.  
  • Revisar la ortografía y gramática: Los errores de este tipo en tu currículum pueden hacer que tu candidatura sea descartada. Algunos reclutadores son extremadamente quisquillosos con la redacción, así que procura eliminar faltas ortográficas y gramaticales. 

Aspectos clave para escribir un buen currículum de enfermería

Un currículum profesional e impactante de enfermera debe demostrar que tienes las competencias, habilidades y experiencia necesarias para ocupar el cargo vacante al que aspiras. Por eso, es fundamental que tengas presente durante la redacción del CV y la carta de presentación ciertas palabras claves que se relacionan con lo que el reclutador está buscando para el puesto de enfermera/o. 

Para crear un excelente currículum para enfermería, de manera rápida y sencilla, utiliza las plantillas de Jobseeker, las cuales tienen atractivos diseños y son fácilmente editables. ¡Recuerda que un buen CV es el primer paso hacia el trabajo de tus sueños! 

Gánale a la competencia

Haz que tus solicitudes de empleo destaquen entre el resto de candidatos.